domingo, 8 de junio de 2014

A emoción dos viños IV


A Emocion dos viños...

Un encuentro  único donde se entremezclan  acentos de viticultores de los más recónditos  terruños, exploradores de su lugar,  desembarcan en el claustro de la catedral de  Tui  con su equipaje de viaje lleno de emociones  del día a día, sin más  maneras  de comunicarse que  sus  vinos. En ellos se descubren paisajes, climas, mares, montañas y ríos, en definitiva  sus maneras de vivir y de entender el vino...



domingo, 2 de marzo de 2014

César Cachín.... Gente de vino

César Cachín un personaje irrepetible,  autóctono de la Ribeira Sacra de la pequeña  aldea de Abeleda, A Teixeira.

Desde la carretera se  visualiza   la fachada de la Adega Cachín junto a una vieja prensa que anuncia que son artesanos hacedores de vinos.

En unos pocos metros  detrás de la adega  se oculta la bella finca  llamada Peza do Rei  su mero nombre ya suscita sensaciones mágicas  es un paisaje de postal, desde ahí se puede apreciar las ruinas del monasterio de San Paio que no tiene la misma suerte ya que se encuentra en un penoso estado de abandono  data del siglo XII, de estilo románico, es la imagen de la etiqueta de  los vinos Peza do Rei. 

Ya en  la viña César  desde su naturalidad y con sus cincuenta vendimias a sus espaldas me dice que sigue como siempre trabajando de  manera honesta para hacer cada año el  mejor vino que le sea posible si las condiciones climáticas se lo permiten. No me hizo falta preguntarle nada más.

 Peza do Rei

En la bodega catamos diferentes barricas, años,  y como siempre  se nos hizo de noche hablando de sus vinos y cientos de anécdotas que hacen que el encuentro sea muy agradable y único.

Un viticultor puro tradicionalista comprometido con lo que hace y lo  que más me importa buena gente.... 

domingo, 29 de diciembre de 2013

Envínate...

Este  post  es de principios de noviembre, fui invitado  por Jesús Olivares enólogo  de bodega  Ronsel do Sil  a  catar sus vinos, ya es la segunda  visita que le hago y me sorprendió tanto como la primera  vez que lo visité sobre todo sus vinos Ourive Dona Branca 2012  y el Alpendre Merenzao 2012.

Siguiendo la senda del  río sil nos fuimos de Parada do  Sil  a Castro Caldelas,  ahí Jesús me iba a presentar a Alfonso Torrente  Solana de Envínate y que alegría ya que  justamente hacía una semana que en el programa de radio 3 “Placeres mundanos” que no me pierdo ningún domingo presentado por Orlando Lumbreras, Alfonso  era el invitado y la hora se pasó muy deprisa, buena música y con mucha expresión de origen.

Alfonso Torrente Solana forma parte del grupo de Envínate formado por  4  jóvenes  enólogos y viticultores, trabajan muy bien hacen unos vinos únicos e interesantes en diferentes zonas de España  de muy poca producción pero con muchos principios.

Se nos hizo las tantas de la noche hablando de Sarria su pueblo natal, de su época de estudiante en Ourense y de cuando sobrevoló en helicóptero la Ribeira Sacra, que inmensidad de riqueza paisajística  ese día en su interior algo cambió,  a medida que explicaba sus vinos y la interpretación de estas tierras se emocionaba  y se le iluminaban los ojos,  que visión más  romántica y sentimental de entender el  vino.


Alfonso  es como un libro abierto es un gran conocedor de vinos y terruños del mundo, de hecho  mientras compartíamos  sensaciones como dice él, descorchó un vino de un pequeño productor Côte de Nuits  Cristophe Roumier, inolvidable como todo ese día.

Envínate producen en los vertiginosos terraplenes  de Ribeira Sacra 3 vinos  de carácter atlántico y de suelo pizarrozo “Lousas Viña de Aldea”, “LousasParcela Seoane”  y “Lousas Parcela Camiño Novo” son vinos muy  distintivos de diminutas parcelas en las que proyectan la  artesanía y tipicidad de una tierra que aún está por descubrir.

Ese día para mí también algo cambió, profundicé aún más con Galicia y sí que va a ser verdad que esta  tierra tiene mil y un secretos.

Agradecimientos: a  Pablo, Marta, Daniel de bodega Díaz Bayo, Jesús, Pablo S, Alfonso, Luis y uno muy especial a  Reme.

viernes, 1 de noviembre de 2013

Noite Pecha

20 años de amistad de dos viticultores  quizás no sean nada como dice el tango… pero una  “Noite Pecha” catando los vinos de  ambos   puede dar  para  mucho y tanto es así que decidieron  que sus vinos están mejor  juntos  que separados.

El  vino “Noite Pecha”  es fruto de las inquietudes de Carlos Costoya de “Bodegas Costoya”  y César  Cachín  de “Adega Cachín”,  a los que les une una gran amistad y sobre todo el amor por el vino. Son vecinos de la  localidad de  Abeleda - A Teixeira Ourense, dónde poseen sus   bodegas y viñedos.


Carlos y César como buenos vecinos tienen por costumbre a lo largo del tiempo reunirse y  catar sus vinos antes de embotellar  y así sucedió que en una “Noite Pecha”  de cata se entremezclaron  sus vinos por casualidad dando vida a un cuvée sorprendente y  decidieron fusionar  una barrica de cada uno dando vida a Noite Pecha.

Noite Pecha 2011 es una simbiosis de la buena convivencia tanto humana como paisajística,  en él se descubre la auténtica serenidad de una tierra de emoción y el buen arte de interpretar esta tierra.

Foto de Daniel Gallego

domingo, 20 de octubre de 2013

Javier Monsalve: Sin Límites

En Ivinourense me interesa  lo que  está detrás  de una botella, el paisaje, clima y lo más importante los seres humanos, aquellos que tienen las raíces clavadas en la tierra y persiguen la ilusión de hacer vino gallego.

Hace tres vendimias atrás conocí  al viticultor  Javier Monsalve, me invitó a conocer su bodega y viñedos, pasamos horas hablando de vinos y de  la inmensidad de los viñedos  de Arnoia  me trasmitió un gran compromiso y  cariño  por esta tierra.

En aquel  artículo que escribí sobre él lo titulé “Eloi Lorenzo un Ribeiro que mira hacia el futuro” y sigo creyendo en su proyecto ya que él  continúa en la línea  de pequeño  artesano hacedor de vinos que en definitiva es  una manera de conservar  y mantener vivo lo autóctono.



Javier va creciendo día a día con su vino, tiene un carácter inconformista y con sus elaboraciones va siempre  al límite, quizás eso  ha hecho que su vino 2011 en algunos casos haya sido injustamente no bien interpretado, creemos que esa inquietud de insistir en hacer vinos con una mirada en el viñedo y no en las modas es muy enriquecedor ya que vemos a diario que existen una gran homogeneidad en los vinos, los productores se acomodan al mercado y se olvidan de la tierra y de que pueden hacer vinos mucho mejores.


Eloi Lorenzo 2012 es un  vino grande de un modesto viticultor, posee unas características propias, que lo hacen muy distintivo y personal.

sábado, 21 de septiembre de 2013

Xico de Mandín: Actitudes

En Mandín un encuentro con Xico de Adega Couto Mixto….

Ya les he hablado de él antes  aquí es un hombre  que lleva impreso  su lugar, tradicionalista y  a la vez  evolucionista,  es consciente que sus viñas son un legado que hay que mantener vivo como  otras tantas cosas del rural gallego que se van dejando en el olvido.

Viticultor Xico
Francisco Pérez Diéguez representa a la Galicia  de la  artesanía más profunda, a la de los labriegos  que tienen dos trabajos para sustentar una producción de  3,500 botellas, sin duda esta  idiosincrasia  por mantener vivo lo autóctono nos hace únicos.

Esta vez  lo encontré un poco triste a Xico de hecho una pequeña parcela de cepas Godello ni siquiera me la mostró porque dice que “cada vez que la veo se me  parte el alma”, ha sido un año muy duro climatológicamente, al principio de la floración las heladas, luego las tormentas con granizo, la sequía del verano y si  eso fuera poco la visita de los jabalíes que les encanta su uva Bastardo.


Mientras Xico nos presenta una a una sus viejas viñas nos dice que “si las viñas hablaran  seguramente nos dirían lo mal que  estamos trabajando con ellas, pero como no hablan cada uno interpreta a su manera y así nos va, yo sigo  por la senda de lo natural con preparados protectores, ajardinamiento del suelo, reducción de rendimiento y cada vez estoy más contento, me da mucho trabajo pero al final es muy satisfactorio.”
 Mandín

Es de admirar como mantiene en menos de 2 hectáreas  una gran diversidad de variedades gallegas casi extinguida como la Dona Blanca, Blanca de Monterrei, Tinta Gorda, Tinta Amarela y Bastardo  entre otras.  Xico  subraya  que tanta multiplicidad hace que sea muy enriquecedor elaborar vinos con ellas y  para él todas valen, no hay uva mala.


Dona Blanca
Ya en la bodega pudimos comprobar que todo continua igual nada de madera ni tecnología sólo lo necesario para hacer vino, luego nos desplazamos a la taberna que regenta Xico , para catar sus vinos para empezar comenzamos con el vino operario un tinto muy alegre y completo que elabora para sus vecinos.  El Couto Mixto blanco 2012, me gustó mucho, ha conseguido  frescura, complejidad y un gran equilibrio muy sorprendente. Y el Couto Mixto tinto 2012  se supera a si mismo derrochando originalidad.

Agradecimiento a Daniel Gallego por estas magníficas imágenes.

sábado, 13 de julio de 2013

Issué 2010

Bernardo Estévez, labrador de sueños de innata sencillez,  de trato afable con un constante afán perfeccionista,  su filosofía no es negociable  y sigue intacta, ir tan lejos como le permita la propia naturaleza.

Con paciencia y mucha valentía,  acostumbrado a ir por la senda de lo más difícil, a escalar las altas cumbres por su condición de ex ciclista, ha logrado tener unos viñedos muy diferenciados que encierran la más pura esencia de las laderas de Arnoia.

Desde sus inicios ha trabajado con una visión  casi obsesiva de la tierra con un cultivo integrado basado en el equilibrio, evitando el uso de productos químicos en la viña y en la elaboración.  Además de una gran  apuesta por la recuperación de castes  olvidadas.


Con su primera añada Issué 2009  dejó constancia de la impecable labor que ha realizado desde 2001 cuando comenzó a trabajar las pequeñas parcelas de viñedos casi desnaturalizados y de lo que se puede lograr  en una tierra que no esté alterada.

Y de Issué 2010 casi no hay palabras para calificar la inmensidad de virtudes. En nariz extraordinariamente elegante, penetrante, de sutiles aromas de piel de cítricos,  hierbas florales, pera y frutas secas con ciertas notas de galleta. El transcurrir  en  boca es  opulento pero siempre delicado  y con una portentosa vitalidad.