domingo, 25 de enero de 2015

Mi primer vino tinto Gallego

Quizás  no tenga mucho interés  pero hoy quiero  evocar junto a  vosotros mi sensación  de la primera vez que degusté un vino  tinto gallego.

Fue en Marbella en el año 2003  yo apenas era un  veinteañero  que comenzaba a tener  una relación por trabajo  muy intensa con el vino, con unos amigos  solíamos ir a menudo al restaurante Vila do Grove  a disfrutar de la exquisita  carne de vacuno gallego.

Recordamos que por aquellos tiempos en España la tendencia era de  vinos concentrados con la madera bien presente y un nivel  alcohol muy elevado no digo todo pero en las cartas de restaurantes  triunfaban este tipo de  vinos en su gran mayoría.

Volviendo aquel día en el que Jaime  propietario del restaurante Vila do Grove nos propuso que degustáramos un vino tinto de su tierra un Ribeira Sacra de uva Mencía  no recuerdo el nombre del vino  la etiqueta era espantosa, pero al beberlo todo cambió estábamos ante algo diferente, sensaciones inéditas para nosotros de estilo ligero delicado de  acentuada acidez y aromas de frutas de primavera poco alcohol y ni rastro de madera.



No puedo evitar imaginar como sería la carta de vinos de Jaime en la actualidad, si  por aquel entonces sólo  tenía  dos  vinos de la Ribeira Sacra ahora  la completaría con una gran diversidad de ejemplos vinos que están sorprendiendo y maravillando al mundo con productores  cómo Algueira, Guimaro, Ronsel do Sil, Dominio do Bibei, Envínate, Ladeira la Mata, Ponte da Boga, Regoa, Sílici ademas de los vinos de Raúl Pérez y Roberto Regal..

No hay comentarios:

Publicar un comentario